viernes, 28 de noviembre de 2014

Potaje vegano de berros y sus propiedades


Potaje vegano de berros y sus propiedades


Se trata de una receta de potaje totalmente vegano y súper fácil. En realidad, en Gran Canaria, o por lo menos en mi entorno he visto y he degustado diferentes potajes, siempre veganos, ya que no se usa nada que proceda del animal. Por lo tanto, es una receta canaria y vegana, que da vida, sana y económica.

En este caso, comparto con ustedes mi propia versión, que no es por que sea yo misma, pero me gusta mucho.

En algunas casas canarias, se suele echar gofio al potaje, se revuelve y se degusta tan ricamente. Lo que hace que el plato sea más completo y sustancioso.



En cuanto a las propidades de los berros, según leo en la web de En buenas Manos


  • Depurativo de la sangre: facilita la eliminación de los residuos ácidos del metabolismo, y además por su riqueza mineral, estimula la producción de hematíes (glóbulos rojos). Conviene a artríticos, gotosos, obesos, anémicos, y a quienes padecen de eccemas y erupciones de la piel debido a autointoxicación.
  • Tonificante: aumenta el apetito y la secreción de jugos digestivos. Es un tonificante general del organismo. Muy útil en caso de astenia (debilidad) y fatiga primaveral. Por su contenido en yodo se recomiendan los berros en caso de hipotiroidismo.
  • Expectorante: favorece la eliminación de mucosidad bronquial haciéndola más fluida.
  • Prevenir la aparición del cáncer: esta capacidad de los berros se debe a unas sustancias llamadas glucosinolatos que previenen el desarrollo de células cancerosas. Los glucosinolatos no son exclusivos de los berros sino que aparecen en otras plantas como las coles, el brocoli, las coles de Bruselas, los nabos, los rábanos y la mostaza, etc.
  • Tiene vitamina A en forma de betacarotenos, y vitamina C. Tiene además un elevado contenido en calcio, fósforo, magnesio, potasio, sodio, fibra y ácido fólico.


Si a esto le sumas las propiedades de la super cúrcuma, es la repera.

Tiempo: como una hora
Coste: poquito
Dificultad:  ninguna

Ingredientes para 4-5 personas:

- Un buen manojo de berros
- Una cebolla pequeña
- Un trozo de puerro
- Dos tomates maduros
- 6 dientes de ajo
- Una zanahoria pequeña
- Un trozo de calabacín
- Un vaso de judías previamente guisadas
- Aceite de oliva virgen extra
- Sal, pimienta y comino en grano
- Media cucharadita de cúrcuma
- Medio vaso de vino tinto de la tierra (opcional)
- Una cucharadita de semillas de hinojo (o de granos de comino y/o unas hojas de laurel)

Recomiendo hacerlo con tiempo y con fuego bajo porque así sabe mejor y me da a mi la sensación que se mantiene algo más los nutrientes.

Vamos al lío.

1) Cocemos las judías. Para ello, en un caldero pequeño metemos las judías (previamente puestas en remojo durante toda la noche) y agua que las cubra de dos a tres dedos por encima y las ponemos a fuego muy alto durante 10 minutos. Cuando veas que sale espuma la vas quitando con...una espumadera (para eso está y no lo sabía). Pasados esos minutos, bajamos el fuego a medio-bajo, añadimos aceite de oliva y una cucharadita de hinojo, y dejamos guisar durante nos 30 minutos. Pasados ese tiempo, probamos si están algo duras pero pasable, apagamos el fuego pues se terminarán de hacer con la cocción del potaje. En este caso no le añado sal, porque ya la aportará el potaje.

2) En un caldero grande añadimos un buen chorro de aceite de oliva, sin miedo, la cebolla, el puerro y dos dientes de ajo, todo bien picado. Sofreimos a fuego lento.

3) Mientras lavamos los tomates bien, los cortamos y los batimos hasta hacer un "zumo" de tomate. Cuando la verdura esté bien pochada y con color, añadimos el vino y removemos. Esperamos unos minutos hasta que se evapore el alcohol, colamos el zumo de tomate y lo añadimos al caldero. Removemos bien. Pasados unos 15 minutos, cuando veas que tiene pinta de salsa de tomate, será el momento de añadir las judias, la zanahoria y el calabacín picado en cuadritos y agua que lo cubra todo unos dos o tres dedos por encima.

3) Luego añadimos el majado de ajo, esto es, en un mortero majamos los cuatro dientes de ajo, con sal y los granos de comino. Todo bien bien, hasta hacer una pasta. Se lo añadimos, también la cúrcuma y una pizca de pimienta. Removemos, y lo dejamos a fuego medio-bajo durante unos 30 minutos.

4) Cuando ya esté, apagamos y apartamos del fogón. Es el momento de añadir los berros bien lavados y cortados chiquitito. Yo le añado también hasta las ramas.

5) Probamos de sal y rectificamos.


¿Por qué añado semillas de hinojo a las judías?
Porque éstas hace que las judías sean mejor digeridas y no matemos a nadie a peos'.

¿Dónde las compro?
Yo las compré en una tienda india, donde tienen todas las especias y cosas habidas y por haber.

¿Qué hago con el agua de la cocción de las judías?
¡No la tires!  Yo directamente se lo añado a la cocción del potaje, esto le dará más sabor y consistencia. Incluso con las semillas de hinojo.




Si tienes alguna pregunta ya sabes, no dudes en preguntar. Y no te olvides de:





  • Comentar lo que te apetezca
  • Compartir con los tuyos
  • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)



  • Esta canción me relaja tanto...


    Image and video hosting by TinyPic

    3 comentarios:

    1. Hola!! Antes que nada, darte las gracias por el trabajito tan fantástico que haces aquí, en este blog. Lo descubrí no hace mucho (procastinando muy fuerte mientras debía estar estudiando, vaya) y creo que es genial poder encontrar tanta diversidad de recetas, con un montón de utilidades, y además explicadas con tanto cariño y buen rollo. En lo que a mi respecta, le recomiendo tu blog a cada colega que puedo ;)

      Dicho esto, a ver si puedes echarme una mano, ya que tengo una duda con esta receta que creo que es extrapolable a cualquier tipo de potage, guiso, etc. ¿Puedo congelarlo para guardarlo sin que pierda nutrientes? a lo mejor es una pregunta un poco absurda, pero nunca me queda claro cómo puede afectar congelar/descongelar a los alimentos, especialmente legumbres.
      Tanto si puedes responderme como si no, gracias de antemano y enhorabuena por el blog!

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Hola V. !!

        Muchas gracias por tu mensaje! :) Me ha gustado mucho. Antes de nada, decirte que procrastinar forma parte del estudio, y si encima hace que me escribas, mejor :p

        Tu pregunta no es absurda. Mucha gente se lo pregunta, yo también me lo pregunto...Te voy a ser sincera. Si puedo no congelo la comida, ya que me gusta hacerla y comerla. Aunque soy conciente de que el tiempo es oro y no todo el mundo puede.

        Por lo que he estado investigando, los congeladores caseros no mantienen todos los nutrientes una vez congelados. Aunque eso no supone que se pierdan todos, se pierde un poquito (no sabría decirte "cúanto").

        Cosa distinta es el hecho de que cambien texturas o sabores al congelar ciertos alimentos como las papas. Es decir, la papa cambia de textura cuando se congela pero no quiere decir que pierda , por ello, todos sus nutrientes.

        Por otro lado, prefiero mil veces hacer un potaje y congelarlo, que no hacerlo y hacerme cualquier cosa no nutritiva. No se si me explico bien. Si tienes que congelarlo, hazlo sin remordimientos.

        A la hora de descongelar, te aconsejo que nunca lo hagas fuera de la nevera (menos aún si cocinas animales), porque eso haría que proliferasen patógenos y pudiera fermentar más rápidamente la comida (especialmente las legumbres). ¿Cómo descongelo? Pues pongo la fiambrera en la nevera toda la noche, es más lento sí, pero más seguro.

        Ya que estamos, si puedes usar tupper de crital, mejor, ya que no distorsiona el sabor y son más sanos pues no sueltan sustancias perjuciales. No se recomienda meter alimentos calientes directamente en el tupper. Además, otra cosa buena de los de cristal es que se puede cocinar directamente en él. Ejemplo: para hacer una rica lasaña de espinacas, esperas que se enfríe, tapas y congelas.

        Yo aún tengo de plástico, pero poco a poco me gustaría cambiarlos (y reciclar los otros, ya se me ocurrirá algo).

        Perdona por todo este rollo! Espero que te sirva de algo.

        Ah muchas gracias por recomendar el blog y un abrazote.

        Eliminar
    2. Muchas gracias por contestarme tan pronto!! Perdona que no te haya dicho nada antes, pero me había despistado. Muy útiles las recomendaciones para los recipientes...yo uso bastante plástico y congelo bastante (como casi siempre fuera y me lo tengo dejar hecho para llevármelo), pero obviamente tienes razón con el tema de que es preferible congelar y que pierda algo, a comerte lo primero que encuentres. De nuevo gracias, y seguire leyéndote y recomendándote. Un abrazo!!

      Pd: no cocino animales ;) pero entiendo que aquí puede leerte gente que si, así que gracias por la recomendación.

      ResponderEliminar

    ¡Comenta lo que quieras ! ♥ Tú me das vidilla ♥

    Seguir es muy bonito