martes, 22 de abril de 2014

Queque vegano de plátano y arándanos


¡Cosa más buena! Al igual que la receta de la semana pasado de queque vegano de chocolate, se trata de una receta de bizcocho que no contiene ningún ingrediente de procedencia animal, ni leche, ni huevo, ni mantequilla. Un señor bizcocho vegano de plátanos y arándanos. ¿Cómo? Sigue leyendo y verás qué sencillo y cuasi sano.

La verdad que últimamente hago muchos queques, no es que me lo haya propuesto, ha surgido así. Un amigo mío se rie de mí porque dice que voy a queque por día. Casi casi. Sin embargo, no es mi culpa y no me los como yo sola, sino que los voy llevando a diferentes sitios. 

El de hoy lo hice para llevarlo a una comida familiar. ¡Qué bueno estaba todo por favor! Disfruté muchísimo de los sabores. Mi mini reflexión de estos días la he basado en buscar una respuesta a ¿por qué me está sabiendo tan bien todo? Y es que estoy disfrutando muchísimo con lo que como. Mi conclusión la he obtenido mezclando varias respuestas que me venían a la cabeza:
  • El bienestar y la paz interior de una misma.
  • Comer acompañada de buena gente con una buena conversación.
  • Descubrir alternativas y diferentes tipos de alimentos y recetas.
Yo misma me he sorprendido con lo que estoy sintiendo gracias al placer de comer (que no es lo mismo que hincharse a comer sin tino), como una especie de ritual que te deja un buen sabor de boca, nunca mejor dicho, al recordar las comidas.

Vamos al lío que me lío.

Tiempo: menos de 60 minutos
Coste: poco
Dificultad: para Sloth
Fuente: Delikatessen, tiene unas fotos preciosas.


Ingredientes:

  • Líquidos:

- 3 o 4 plátanos de Canarias bien maduros (En la receta original dice 340 g ya pelados, pero yo le puse 300 gr sólo)
- 120 g de leche de avena casera (o cualquier vegetal como de soja o de avellana)
- 50 g de aceite vegetal (en mi caso de girasol)
- 2 cucharaditas de aroma de vainilla (azúcar vainillado, entonces se mezcla con los ingredientes secos)
  • Secos:
- 100 g harina repostera
- 100 g harina integral de trigo (o repostera)
- 100 g azúcar moreno
- 2 cucharaditas de levadura
- 1/2 cucharadita de sal
- 2 cucharaditas de canela en polvo
- 1/2 cucharadita de nuez moscada en polvo
- 90 g de arándanos (también se puede añadir nueces troceadas, pasas...)

*La receta original lleva cardamomo en polvo (no tenía)

¿Cómo se hace? Pues sencillo, ¿tú crees que me voy a complicar la vida?

1) Precalentamos el horno a 180ºC, yo lo suelo poner unos 10 minutos de antelación.

2) En un bol amplio mezclamos todos los ingredientes secos, las harinas, el azúcar, las especias, la 
levadura, la sal y los arándanos.

3) En otro bol grande metemos los plátanos pelados y los chafamos con un tenedor hasta hacerlos puré. Luego, añadimos el resto de los ingredientes líquidos, el aceite vegetal, la leche de soja y el aroma de vainilla, mezclamos bien.

4) Incorporamos ahora los ingredientes secos en el bol de los ingredientes líquidos y mezclamos todo muy bien.

5) Preparamos un molde alargado de plumcake con papel de horno.
*Esto me pareció buena idea pues no se pega y es fácil de desmoldar.




Listo, ya tenemos una maravilla dulce hecha por nosotr@s mism@s. ¡Una locura digna de compartir! Como siempre si te ha gustado no te olvides comentar, seguirme en las redes sociales y compartir la receta con alguien que creas que le puede gustar. Recuerda que tú me das vidilla.


Esta canción me vuelve loca. Forma parte de la banda sonora de la película de Woody Allen: Midnight in Paris



             
Image and video hosting by TinyPic

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Comenta lo que quieras ! ♥ Tú me das vidilla ♥

Seguir es muy bonito