lunes, 15 de diciembre de 2014

Trufas de chocolate fáciles y crudiveganas sin azúcar

Trufas de chocolate fáciles y crudiveganas sin azúcar

Acabo de descubrir una receta salvavida para estas navidades. Son veganas, es decir, no se usa ningún alimento que proceda del animal, crudas y encima sin azúcar. Con lo cual son más sanas, naturales y ricas.


¿Por qué digo que es una receta salvavida? Pues porque a parte de ser más sana, como comenté, nos encontramos en una época en donde en vez de reinar la tranquilidad, paz y el buenrollismo (lo propio, vamos), reina la locura por las compras de los regalos, pensar en recetas, ir al supermercado, ver todo lleno de gente para arriba y apara abajo igual de loca que tú, gente que conduce de mal humor lo que provoca que las pitas no dejen de sonar (cosa peligrosa), excesos de comida y alcohol, reunirte con gente que a lo mejor no te apetece, hacer cosas que, a lo mejor, tampoco te apetece...en fin que parece que al final es un infierno vestido de colores vivos y villancicos.


PERO como dicen si quieres puedes. Y en mi caso, como comenté en el facebook del blog, QUIERO unas navidades tranquilas, bonitas, rodeada de mi gente a la que quiero muchísimo, intentado que sea lo más sana posible y no dejarme llevar por ese barullo infernal.

Sí, me gustaría hacer recetas diferentes y sanas, pero intentaré planificarme bien y no ir a los sitios concurridos en la medida en que pueda. Relax, peace and love my friend.

Después de todo este rollo, me refería a salvavidas porque el resultado son unas trufas ricas, rápidas y fáciles de hacer. Vale, tienes que esperar que repose en la nevera 30 minutos, pero a no ser que tengas que sujetar la nevera entre tus hombros, por lo general, es fácil de esperar y puedes aprovechar para hacer otra cosa.



Tiempo: 10-15 minutos + 30 minutos de reposo
Coste: poquito y quedarás como una Reina o Rey (lo siento si eres republican@ )
Dificultad: para todos los públicos. Yo creo que l@s niñ@s se lo pasarán genial si participan
Fuente: El blog Albahaca y Canela


Ingredientes para unas 20 trufas:

-150 g de dátiles sin hueso
- 15 ml de aceite suave
- 1 pizquita de sal
- 100 g de avellanas crudas (para la próxima yo añadiré mitad de avellas y mitad de almendras)
- 2-3 cucharadas de agua
- canela, vainilla, nuez moscada...
- 4 cucharadas de cacao puro
- cacao, coco rallado, nueces picadas, canela... para rebozar


Como dice ella en el blog de Alcahaca y Canela, se necesitará una picadora o procesador que triture bien, aunque igual se puede hacer mediante cuchillo, mortero y paciencia.

1) En el recipiente de la picadora metemos los dátiles troceados un poco y ponerlos. Luego añadimos el aceite, la sal, las avellanas, 2 cucharadas de agua, especias al gusto y cuatro cucharadas de cacao. Picamos unos segundos, removemos con una cuchara y volver a picar. Si vemos que está  muy seca la mezcla, añadimos otra cucharada de agua y volvemos a picar. Vamos viendo poco a poco si necesita más agua.

2) Como dice la autora del blog, <<se debe quedar una textura grumosa que al apretarla se vuelve compacta, ligeramente cremosa, maleable, húmeda pero no pegajosa en exceso>>. Ah, también es mejor probar para ver si nos gusta con más canela, chocolate o lo que nos pida el cuerpo.Dejamos reposar la masa en la nevera para que sea más fácil de manejar.

3) Pasado el tiempo de reposo, hacemos unas bolitas del tamaño que nos guste y rebozamos con los que queramos: coco rallado, chocolate, canela, nueces picadas o bien dejarlo tal cual.




Recomiendo no rebozarlas en exceso, como me pasó a mi, ya que si no dará mucho sabor, demasiado.


No te olvides, si quieres, de:

  • Comentar lo que te apetezca, eso me da vidilla.
  • Compartir con los tuyos si te hay gustado.
  • Seguirme en las redes sociales como facebook, instagram o twitter.
  • Y sí haces la receta me gustaría saberlo y que me mandaras una foto.


Ahora viene la música, <<la libertad se esconde en la música>> como dice Iván Ferreiro. 
Hablando de él, el otro día tuve la grandísima oportunidad de ir a un concierto suyo. Lo tenía pendiente desde hacía años.
Sé que hay cosas más importantes que un simple concierto, pero por fin se cumplió mi pequeño sueño.
Fue tan mágico e íntimo...
Fueron dos horas de concierto que parecieron minutos.
Su último disco no tiene desperdicio, pero encima tocó canciones míticas de él, así como versiones de otros grandes como 1999 de Love of Lesbian.
Así que no te extrañes si en las próximas entradas nada más que veas / oigas canciones de este genio.




Tendrás que hacerme tu baile especial






Image and video hosting by TinyPic

viernes, 28 de noviembre de 2014

Potaje vegano de berros y sus propiedades


Potaje vegano de berros y sus propiedades


Se trata de una receta de potaje totalmente vegano y súper fácil. En realidad, en Gran Canaria, o por lo menos en mi entorno he visto y he degustado diferentes potajes, siempre veganos, ya que no se usa nada que proceda del animal. Por lo tanto, es una receta canaria y vegana, que da vida, sana y económica.

En este caso, comparto con ustedes mi propia versión, que no es por que sea yo misma, pero me gusta mucho.

En algunas casas canarias, se suele echar gofio al potaje, se revuelve y se degusta tan ricamente. Lo que hace que el plato sea más completo y sustancioso.



En cuanto a las propidades de los berros, según leo en la web de En buenas Manos


  • Depurativo de la sangre: facilita la eliminación de los residuos ácidos del metabolismo, y además por su riqueza mineral, estimula la producción de hematíes (glóbulos rojos). Conviene a artríticos, gotosos, obesos, anémicos, y a quienes padecen de eccemas y erupciones de la piel debido a autointoxicación.
  • Tonificante: aumenta el apetito y la secreción de jugos digestivos. Es un tonificante general del organismo. Muy útil en caso de astenia (debilidad) y fatiga primaveral. Por su contenido en yodo se recomiendan los berros en caso de hipotiroidismo.
  • Expectorante: favorece la eliminación de mucosidad bronquial haciéndola más fluida.
  • Prevenir la aparición del cáncer: esta capacidad de los berros se debe a unas sustancias llamadas glucosinolatos que previenen el desarrollo de células cancerosas. Los glucosinolatos no son exclusivos de los berros sino que aparecen en otras plantas como las coles, el brocoli, las coles de Bruselas, los nabos, los rábanos y la mostaza, etc.
  • Tiene vitamina A en forma de betacarotenos, y vitamina C. Tiene además un elevado contenido en calcio, fósforo, magnesio, potasio, sodio, fibra y ácido fólico.


Si a esto le sumas las propiedades de la super cúrcuma, es la repera.

Tiempo: como una hora
Coste: poquito
Dificultad:  ninguna

Ingredientes para 4-5 personas:

- Un buen manojo de berros
- Una cebolla pequeña
- Un trozo de puerro
- Dos tomates maduros
- 6 dientes de ajo
- Una zanahoria pequeña
- Un trozo de calabacín
- Un vaso de judías previamente guisadas
- Aceite de oliva virgen extra
- Sal, pimienta y comino en grano
- Media cucharadita de cúrcuma
- Medio vaso de vino tinto de la tierra (opcional)
- Una cucharadita de semillas de hinojo (o de granos de comino y/o unas hojas de laurel)

Recomiendo hacerlo con tiempo y con fuego bajo porque así sabe mejor y me da a mi la sensación que se mantiene algo más los nutrientes.

Vamos al lío.

1) Cocemos las judías. Para ello, en un caldero pequeño metemos las judías (previamente puestas en remojo durante toda la noche) y agua que las cubra de dos a tres dedos por encima y las ponemos a fuego muy alto durante 10 minutos. Cuando veas que sale espuma la vas quitando con...una espumadera (para eso está y no lo sabía). Pasados esos minutos, bajamos el fuego a medio-bajo, añadimos aceite de oliva y una cucharadita de hinojo, y dejamos guisar durante nos 30 minutos. Pasados ese tiempo, probamos si están algo duras pero pasable, apagamos el fuego pues se terminarán de hacer con la cocción del potaje. En este caso no le añado sal, porque ya la aportará el potaje.

2) En un caldero grande añadimos un buen chorro de aceite de oliva, sin miedo, la cebolla, el puerro y dos dientes de ajo, todo bien picado. Sofreimos a fuego lento.

3) Mientras lavamos los tomates bien, los cortamos y los batimos hasta hacer un "zumo" de tomate. Cuando la verdura esté bien pochada y con color, añadimos el vino y removemos. Esperamos unos minutos hasta que se evapore el alcohol, colamos el zumo de tomate y lo añadimos al caldero. Removemos bien. Pasados unos 15 minutos, cuando veas que tiene pinta de salsa de tomate, será el momento de añadir las judias, la zanahoria y el calabacín picado en cuadritos y agua que lo cubra todo unos dos o tres dedos por encima.

3) Luego añadimos el majado de ajo, esto es, en un mortero majamos los cuatro dientes de ajo, con sal y los granos de comino. Todo bien bien, hasta hacer una pasta. Se lo añadimos, también la cúrcuma y una pizca de pimienta. Removemos, y lo dejamos a fuego medio-bajo durante unos 30 minutos.

4) Cuando ya esté, apagamos y apartamos del fogón. Es el momento de añadir los berros bien lavados y cortados chiquitito. Yo le añado también hasta las ramas.

5) Probamos de sal y rectificamos.


¿Por qué añado semillas de hinojo a las judías?
Porque éstas hace que las judías sean mejor digeridas y no matemos a nadie a peos'.

¿Dónde las compro?
Yo las compré en una tienda india, donde tienen todas las especias y cosas habidas y por haber.

¿Qué hago con el agua de la cocción de las judías?
¡No la tires!  Yo directamente se lo añado a la cocción del potaje, esto le dará más sabor y consistencia. Incluso con las semillas de hinojo.




Si tienes alguna pregunta ya sabes, no dudes en preguntar. Y no te olvides de:





  • Comentar lo que te apetezca
  • Compartir con los tuyos
  • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)



  • Esta canción me relaja tanto...


    Image and video hosting by TinyPic

    jueves, 27 de noviembre de 2014

    Gran Recogida de Alimentos, 28 y 29 de noviembre





    Ayer estaba comprando en el supermercado y escuché a una señora que decía: ¡oh, es que somos pobres ayudando a pobres! Con cierto enfado.

    Es verdad, esta situación debería ser solventada por los poderes públicos pero por lo menos yo no puedo mirar para otro lado, como hacen ell@s.

    Por eso, les recuerdo que durante todo el día de mañana viernes 28 de noviembre y el sábado 29 se estarán RECOGIENDO ALIMENTOS no perecederos.

    L@s voluntari@s de los Bancos de Alimentos y demás entidades estarán en casi todos los supermercados de todo el país recogiendo comidita para las personas que lo necesiten, que no son pocas.

    Así que anímate a llevar un paquetito de lentejas, gofio, arroz, galletas, comida para bebé y/o lo que se te ocurra. Lo que tú puedas.

    Mi hermana y yo estaremos recogiendo comidita en el Spar de la Nueva Isleta (en Gran Canaria) mañana viernes por la mañana, por si te quieres dar un salto 

    Por favor, si puedes colaborar con algo te lo agradeceré muchísimo.



    Mil gracias.



    Image and video hosting by TinyPic

    lunes, 17 de noviembre de 2014

    Ensalada de col lombarda con mayonesa de berros

    Ensalada de col lombarda con mayonesa de berros


    Hoy les propongo hacer una ensalada super sencilla pero equilibrada, completa, vegana y sana.

    Vale, ya hace fresco pero está claro que debemos seguir comiendo alimentos crudos para adquirir totalmente los nutrientes. En este caso he acompañado esta ensalada con una mayonesa orignal, la publiqué el otro día.

    Las ensaladas son nuestras mejores aliadas, pues podemos hacer un único plato potente, completo, equilbrado y encima fácil, mezclando unas cuantas cosas y ya tenemos algo sanísimo y riquísimo.

    Tiempo: 10-15 minutos
    Coste: poco
    Dificultad: para buenas personas

    Ingredientes:

    - Un trozo de col lombarda
    - Una manzana verde
    - Una zanahoria pequeña
    - Un tomate hermoso
    - Unas pocas hojas de espinacas
    - Un trozo de puerro (opcional, al igual que la cebolla, puede repetir)
    - Pipas de girasol

    1) Yo usé una mandolina que tiene más años que yo para rallar la zanahoria y la manzana pelada...aunque la col también podía rallarla, preferí hacerlo con el cuchillo, con paciencia y finamente.

    2) Lavamos bien las espinacas y las cortamos en tiritas. Hacemos lo mismo con el tomate y el puerro, pero en este caso los cortamos en cuadritos.

    3) Metemos todo en un bol grande, añadimos las pipas de girasol y removemos bien. Podemos aliñarla con lo que queramos, en este caso quise acompañarla con un poco de mayonesa de berro.





    Ah, no te olvides, por favor, de: 


  • Comentar lo que te apetezca
  • Compartir con los tuyos
  • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)


  • ¡Qué afortunada me siento! De vez en cuando me viene momentos de: tía, agradece todo lo que has vivido, lo bien que estás, la ausencia de problemas...¡eres una suertuda impresionante!.

    Así, agradezco haber tenido la posibilidad de haber vivido en tres ciudades diferentes (cuatro con mi querida Las Palmas de Gran Canaria, donde estoy ahora mismo), haber conocido a mucha gente, haber visto muchos sitios, tradiciones  y comidas diferentes...En fin, gracias vida.

    La siguiente canción me da muy buen rollo, la conocí gracias a una buena compañera de piso que tuve en Barcelona. Anna, de Lleida. Super buena persona y culta. A eso no la ganaba nadie. 



    Image and video hosting by TinyPic

    viernes, 14 de noviembre de 2014

    Mayonesa vegana de berros

    Mayonesa vegana de berros



    A continuación encontrarán una manera hiper sencilla de hacer tu propia mayonesa o también llamada veganesa (ya que no contiene nada que proceda de ningún animal). Es más sana, barata, original, buena y se hace en menos de 5 minutos.  La perfección hecha salsa.

    Ahora que se acercan las navidades puede ser interesante tener en cuenta esta receta para hacer algún entrante o para darle más vidilla a algún plato, como una ensalada de aguacate con mayonesa de berros, no sé, a mi me suena bien.

    Por su parte, evitaré hacer comentarios negativos sobre estas fechas. Todo el mundo sabe los contras de estas fiestas (no los nombraré), pero en mi mano está pasar por encima de eso y tomarmelo o bien como una etapa normal del año, o bien como algo bonito y una oportunidad para exprimir el lado positivo de cada época. Esto último haré yo, disfrutaré de la familia, de mi cumpleaños, de las comidas ricas, veganas y sanas que pienso hacer, del frescor que pueda haber y del ambiente diferente que se genera en las calles. Eso haré amig@s.

    Antes de empezar, aprovecho que creo que aún tengo tu atención para decirte que en la barra de la derecha, puedes suscribirte gratuitamente (obvio) para recibir mis recetas en tu correo. Así tu propio correo te avisa de las novedades al momento y lo lees cuando puedas.

    Vamos al lío que me lío.

    Tiempo: menos de 5 minutos
    Dificultad: simplemente confía en ti
    Coste: poquito


    Ingredientes:

    - 100 ml de leche de soja sin edulcorar
    - 200 ml de aceite de girasol (puede ser otra pero recomiendo que sea suave de sabor)
    - un manojo de berros limpios
    - sal 
    - un diente de ajo sin el germen, ¿recuerdas como se quitaba?
    - pimienta
    - unas gotas de limón o vinagre

    1) Metemos en el vaso de la batidora la leche con los berros y el diente de ajo, batimos bien hasta que se quede un bonito líquido verde.

    2) Luego añadimos el aceite. Esto es importante que te quede claro: empieza batiendo a la menor potencia sin mover la batidora, tan sólo bate, verás que se empieza a montar todo. Luego poco a poco empieza a subir y bajar de poquito a poquito. Cuando veas que esté todo ligado añade el limón, la sal y la pimienta y bate otro poco más.

    3) Ya lo tenemos, si bien, aunque pienses que está más líquido de lo que te gustaría, mételo en la nevera y espera.

    Et voilà!

    Mira, no te olvides, por favor, de:


  • Comentar lo que te apetezca
  • Compartir con los tuyos
  • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)


  • Anoche tuve la oportunidad de ir a un concierto de este músico canario, Daniel Negrín. Gracias a mi querida Sandra, a la que admiro muchísimo todo sea dicho, pude disfrutar de esta experiencia tan única, tan bonita, tan agradable...que para el próximo concierto me llevo a toda mi familia a verlo. Lo tengo decidido. 
    Creo que es algo que tu cuerpo y todo tu ser agradece cuando sales del concierto. No sé explicarlo.






    Image and video hosting by TinyPic

    lunes, 10 de noviembre de 2014

    Batido para mejorar la memoria y el cuerpo

    batido vegano memoria cuerpo


    Hoy les recomendaré una sencilla receta que se hace en un momento para aquellas personas que necesitan un empujoncito si están estudiando, son deportistas o ambas cosas (como es mi caso).

    Es un empujoncito fácil, vegano y barato en forma de batido. A mi me costaba comer frutos secos, no sé, algunos me parecían aburridos ingerirlos. Así que para empezar a disfrutar de sus beneficios esta forma es bien sencilla y rápida de consumir.

    Soy estudiante y hago deporte, ambas actividades creo que se complementan, ya que por una parte ejercito mi cerebro/mi memoria y por la otra ejercito mi cuerpo y despejo mi cerebro. Ya en la entrada de Cómo la escoliosis me salvó la vida, les comentaba cómo redescubrir el deporte me ayudó a darme cuenta que practicarlo va más a allá de tener tipín. Es algo fantástico, así que merece la pena buscar TU deporte.


    Por otro lado, les contaré que mi último año de carrera me costó encontrar la motivación para terminarlo. Como si mi mente dijera <<no puedo más>>. Sinceramente me costó bastante energía mental ese último curso. Por eso, como desde hace unos años intento seguir eso que dijo Hipócrates <<Que tu medicina sea tu alimento, y el alimento tu medicina>>, decidí buscar algún remedio casero que me diera fuerza y más capacidad para memorizar.

    Así, decidí hacerme un batido todos los días (durante unas pocas semanas) con leche, almendras, nueces, pasas, avena y miel. Todo bien batido y en ayunas. De eso hace ya 3 años y no sé si fue por el batido, por la perseverancia o qué, pero no me fue nada mal.

    Vista en Salud180
    Hoy les traigo una propuesta acorde con los alimentos que uso (siguiendo la filosofía vegana), que suponga una ayuda mental y además me ayude también a recuperarme más rápidamente después de la piscina.

    Yo lo que hago los días que voy a natación, me meto el batido en un tarro de cristal (reciclado por supuesto), y cuando salgo de la piscina lo primero que hago en las duchas, justo antes de ducharme es
    beberlo. Leí que es positivo ingerir hidratos de carbono justo después (como máximo 30 minutos después) ya que el cuerpo está más receptivo a asimilar los nutrientes y eso hace una mejor y pronta recuperación física.

    Leyendo varias recetas de batidos en la web Mejor con Salud, he podido leer unas cuantas pautas a seguir para tener una correcta salud mental , que creo interesante. Así se recomienda evitar:

    • Las Grasas saturadas y los ácidos grasos: afectan directamente a nuestra salud vascular cerebral. 
    • Azúcares blancos: nos producen cierto estado de nerviosismo e hiperactividad que no son nada convenientes para poder asentar la memoria y la concentración.
    • Alcohol: Deteriora de un modo muy acusado nuestro sistema nervioso, no podemos concentrarnos y dejan de producirse conexiones neuronales, indispensables para fijar recuerdos.
    • Proteínas, especialmente las derivadas de las carnes rojas y los quesos curados, producen triptófanos y serotonina, excitando negativamente el sistema nervioso.


    Además,  en la web se recomienda seguir los siguientes consejos:

    • No te olvides nunca de desayunar. Los estados de hipoglucemia por ejemplo son muy negativos para lograr algún tipo de concentración, se necesita iniciar el día con unos nutrientes básicos con los que dar la energía suficiente a nuestro cerebro, recuerda que aunque represente solo el 2% de nuestro cuerpo necesita para él solo un 20% de nuestra energía.
    • Practica deporte o ejercicios suaves.
    • Descansa, duerme al menos ocho horas diarias. Nuestro cerebro necesita tranquilidad y descanso para asentar experiencias, recuerdos…





    En cuanto a los ingredientes usasdos, debes saber que:



    Fotos vista en Nutrición Online
    Tanto las ALMENDRAS como las NUECES aportan una gran cantidad de fibra, hidratos de carbono y proteínas, así como también es una fuente de vitaminas (A, B1, B6 y E) y minerales como el potasio, fósforo, hierro. Cuentan tambié con propiedades antioxidantes, es decir, que ayudan a mantener las células jóvenes y evitar su envejecimiento. Por otro lado, se afirma que el alto contenido en polifenoles de las nueces ayuda a la memoria, por lo que el consumo de este fruto seco nos ayudará en nuestra vida diaria pero también a prevenir enfermedades como la demencia senil o el alzheimer precoz.

    En cuanto a las PASAS, es un alimento perfecto tanto para la memoria (por su contenido en fósforo y flavonoides) como para los deportistas por la gran cantidad de energía que aporta (fuente de hidratos de carbonos de absorción rápida). Siendo también positivas en momentos de estrés, fatiga o agotamiento (ya que son una fuente de magnesio, calcio, hierro, vitaminas del grupo B).

    Si eres vegetariano, no puedes apartar de tu dieta los frutos secos porque aportan proteinas y grasas poliinsaturadas (saludables).

    La AVENA, además de tener en su composición un alcaloide relajante, dispone de vitamina B1, excelente para combatir la fatiga mental y darnos energía. Una porción de avena es capaz de proveer proteínas, minerales, vitaminas (aunque en menor cantidad), fibra soluble y grasa. Otro elemento muy importante son los carbohidratos, pues los que posee la avena tardan más tiempo de lo normal en llegar a la sangre de la persona, propiedad que los hace ideales, especialmente, para los deportistas y los diabéticos.

    Foto vista en Lanzarote y sus volcanes
    En cuanto al GOFIO, ese producto típicamente canario, en su día les hablé de las maravillas de ingerirlo. Pero les recordaré que es una buena fuente de hidratos de carbonos y de minerales como el hierro, zinc, magnesio (lo que ayuda a tener una buena salud de los músculos y nervios, e incluso los huesos. También ayuda a regular los niveles de glucosa en la sangre y en la producción de energía y proteína), potasio, calcio (positivo para tener unos huesos y dientes fuertes) y el fósforo (importante para la salud de la memoria. Este cumple un papel importante en la forma en la que el cuerpo usa los carbohidratos y las grasas. También es necesario para que el cuerpo produzca proteína para el crecimiento, conservación y reparación de células y tejidos. Asimismo, el fósforo ayuda al cuerpo a producir ATP, una molécula que el cuerpo utiliza para almacenar energía).



    Vamos con la receta

    Tiempo: 5 minutos
    Coste: poco
    Dificultad: nula

    - 1 vaso de leche de almendras
    - 3 nueces
    - 1 cucharada de pasas
    - 1 cucharada de gofio
    - Opcional: algo para endulzar, como miel de caña o de palma, dátiles o más pasas
    * Puedes añadir canela para darte más vidilla

    1) Metemos todo en el vaso de la batidora y batimos bien bien. Si tienes una batidora potente mejor que mejor, pero no pasa nada si no la tienes.

    *Puedes usar cualquier leche vegetal o incluso agua. Por ejemplo, un vaso de agua y añades además tres almendras. Así no hará falta estar haciendo la leche de almendras previamente.
    *Puedes dejar en remojo la noche anterior los frutos secos (nueces, pasas y las almendras, si no tienes la leche de almendras).¿ Para qué? pues para activarlos, si quieres saber qué significa eso, pincha aquí.






     Ah y no te olvides de:




  • Comentar lo que te apetezca
  • Compartir con los tuyos
  • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)


  • Esta versión de la canción The Suburs de Arcade Fire la puse hace un tiempo en el blog. Pero es que ayer no se porqué empecé a tararearla y la tuve que poner mil veces seguidas.




    Image and video hosting by TinyPic

    viernes, 7 de noviembre de 2014

    Qué es la cúrcuma y por qué dejé de usar colorante alimentario



    colorante alimentario


    ¿Por qué dejé de usar colorante? Estoy hablando del típico colorante naranja, o mal llamado azafrán, que se le echa a las paellas, arroces amarillos, potajes, papas, lo que se te ocurra en el día a día. Además de los productos que compramos como pescados, mariscos, bebidas alcohólicas, gaseosas, refrescos, quesos, conservas vegetales, salsas, mostazas, papas fritas, snacks, postres, galletas y demás golosinas.

    De siempre había escuchado que no era bueno abusar del colorante, pero no se sabía muy bien porqué. 

    Personalmente me gusta leer las etiquetas de los productos, y así saber los ingredientes, de dónde viene, si tiene advertencias o si hay un poema escrito (nunca se sabe las sorpresas de la vida). Un día quise usar el colorante (no me acuerdo para qué) y cuál fue sorpresa al leer en el propio bote:




    Te animo a que vayas y lo leas. A ver, que el mundo está lleno de alarmismo pero por algo será. Cada uno hace caso de las alarmas que cree, en este caso me niego a seguir usándolo conscientemente porque, según lo que se puede leer en la web Aditivos Alimentarios

    El colorante naranja que solemos tener en casa se trata concretamente del aditivo E- 102, el cual es un derivado del petroleo. 

    Entre los efectos secundarios está la posible hiperactividad en niños y en grandes dosis:
    • Se convierte en un liberador de histamina, pudiendo aumentar los síntomas de asma.
    • Producir eczemas, urticaria e insomnio
    • Debido a que es un colorante azoico puede provocar intolerancia en personas alérgicas al ácido salicílico. 
    • A largo plazo podría ser cancerígeno.


    Encima se encuentra prohibido en ALEMANIA, AUSTRIA, FINLANDIA y NORUEGA. Recientemente ha sido propuesta su prohibición en Reino Unido. Si está prohibido en algún país, ya me da más qué pensar. 

    Foto El blog de Lola


    Ahora viene lo bueno, voy a poner un NO OBSTANTE como una casa, ya que estamos de suerte los que nos queremos cuidar. En su lugar tenemos la CÚRCUMA, la cual no solamente hace la misma función de colorar la comida sino que encima es beneficioso para la salud, ¡chúpate esa industria "alimentaria"!.

    Se trata de una planta perenne herbácea, que alcanza una estatura de hasta 1 metro de altura. Con rizomas muy ramificado, de color amarillo a naranja, cilíndrica, aromáticos, dichos rizomas que se emplean como especia.

    Dicha planta está adaptada a zonas cálido húmedas. Se puede encontrar desde Polinesia y Micronesia hasta el sudeste asiático. Necesita temperaturas de entre 20 y 30 °C y una considerable pluviosidad para prosperar. Concretamente, Sangli, una ciudad en el sur de la India, es uno de los mayores productores de esta planta.

    Las propiedades de la cúrcuma fueron utilizadas por primera vez en la India entre 610 a. C. y 320 a. C. En aquella época se utilizaba como colorante para la lana. A lo largo de la historia se ha empleado para colorear partes del cuerpo, pero su uso más extendido ha sido el de colorante textil. Se emplea para teñir algodón, lana, seda, cuero, papel, lacas, barniz, ceras, tintes, etc



    En cuanto a sus maravillosos beneficios destacan:

    • Ayuda a prevenir el cáncer. Por lo visto, contiene al menos 10 componentes anticancerígenos, como la curcumina, curcuminoides, betacarotenos, curcumenol, curdiona, turmenona, terpineol y limoneno. Hay investigaciones que demostrarían que los curcuminoides tienen efecto protector frente el cancel de colon, mama, piel y de duodeno
    • Ayuda en el tratamiento de la diabetes
    • Cura las heridas. Corta las hemorragias, si añades un poco encima de la herida.
    • Ayuda a prevenir la Enfermedad de Alzheimer
    • Mejora la digestión. Posee componente colagogos, lo que facilita la digestión especialmente de grasas y comidas copiosas. Es un tónico estomacal que estimula las secreciones estomacales digestivas y facilita la digestión
    • Ayuda a desintoxicar el hígado. Ideal como tónico biliar y protectora del hígado.
    • Ayuda a mantener el peso ideal
    • Reduce el nivel de colesterol y triglicéridos (acompañada de una dieta equilibrada, claro) y refuerza el corazoncito
    • Fortalece el sistema inmunológico. 
    • Antidepresivo natural. Se dice que en la medicina tradicional China se usa desde tiempos inmemorables. ¿Por qué? Tiene numerosoos compuestos estimulantes del sistema nervioso, sobre el sistema inmune y sobre el estado de ánimo. Alivia el estrés y actúa inhibiendo enzima monoamino oxidasa A (MAO A) lo que produce mayores niveles de serotonina.
    • Ayuda a mantener equilibrado el ph de nuestro estómago
    • Es carminativa, es decir, que ayuda a expulsar los gases de los intestinos, por lo que se recomienda a las personas con cólicos flatulentos, gracias a sustancias como el eugenol y el zinzibereno
    • Efectos antiinflamatorios, lo que ayuda a aliviar los síntoma de la artritis reumatoide, el síndrome del túnel carpiano y la bronquitis
    *Advertencia, si tienes piedras en la vesícula viliar. Puede interaccionar con los anticoagulantes orales y antiagregantes. En ambos casos, consulta con tu médico.


    Ah, si quieres saber cómo usarla y recetas pincha aquí.

    Fuentes: Wikipedia, Botanical, Inspirulina

    Por último, me gustaría que leyeras un corto artículo titulado <<La ciencia confirma que la cúrcuma es tan efectiva como 14 medicamentos>>. Realmente fascinante.




     Ah y no te olvides de:




  • Comentar lo que te apetezca
  • Compartir con los tuyos
  • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)



  • Maestro. 




    Image and video hosting by TinyPic

    lunes, 3 de noviembre de 2014

    Pastel de berenjenas vegano



    Lo que aquí tenemos entre mano es un buen pastel vegano, barato y sano de berenjena. Todo muy casero, empezando por la salsa de tomate rápida, pasando por la bechamel.

    Siempre me han encantando los pasteles salados, las empanadas, las lasañas...casi que los agrupo en  el mismo cajón mental de Comidas Saladas Preferidas, y como hacía tiempo que no hacía nada de este estilo, mi sexy body ya me lo estaba pidiendo a gritos.

    Así, un día que tenía algo de tiempo decidí mezclar esto y lo otro y éste fue el resultado. Espero que te decidas a hacerlo y que te guste, que es lo más importante, por eso "estamos aquí".

    Tiempo: una hora aprox.
    Coste: poco
    Dificultad: para ex Doctores Honoris Causa

    Ingredientes para 2-3 personas:

    - 1 berenjena  y media
    - 1 calabacino mediano
    - 1 taza de salsa de tomate casera (vean la receta, se hace en 20 minutos)
    - Sal y pimienta
    - Aceite de oliva virgen extra
    - Levadura de cerveza

    Para la bechamel:

    - 3 cucharadas de aceite de oliva
    - 2 cucharadas de harina (uso integral, ya sabes, más sano)
    - 1 vaso de leche vegetal (usé de soja, sin edulcorar)
    -Pimienta, sal y nuez moscada


    1) Cortamos la berenjena en rodajas no muy finas y las dejamos en remojo con sal durante unos 15 minutos. Así "suelta la acidez".

    2) Mientras tanto vamos haciendo la salsa de tomate. Si la tienes echa de antes bien por ti, si usas de paquete, bueno te perdono.

    3) Cortamos el calabacino en rodajas intentado que sea del mismo grosor que las berenjenas. Pasados los 15 minutos de remojo, colamos las berenjenas bien y las secamos un poco. Las ponemos en una bandeja de horno con papel de horno (valga la redundancia) junto con el calabacino, bien colocado todo. Rociamos con un poco de aceite de oliva, sal y pimienta y horneamos durante 10- 15 minutos o hasta que se dore un poco. Sacamos.

    4) Mientras está en el horno la verdura vamos haciendo la bechamel. En una sartén ponemos el aceite y la harina a fuego medio, dejamos que ésta se cocine removiendo constantemente. Ojo que no se queme pero tampoco que quede cruda. Cuando esté añadimos el vaso de leche vegetal y removemos sin parar hasta que vaya espesando. Nos interesa que quede un líquido espeso sin llegar a masa de croqueta. Como la textura del chocolate a la taza para que te hagas una idea. Luego añadimos sal, pimienta y nuez moscada al gusto.

    5) Ahora montamos el pastel. En un recipiente apto para el horno ponemos una gota de aceite, y la repartimos bien. Luego una capa de berenjena y calabacino, encima salsa de tomate, otra capa de cverdura y así hasta acabar con todo. Al final, culminamos con la bechamel bien repartida y levadura de cerveza a modo de queso en polvo. Lo metemos en el horno unos 15 minutos o hasta que esté dorado.













    Tan sólo te queda degustar con pasión y disfrutar. Ah y no te olvides de:


  • Comentar lo que te apetezca
  • Compartir con los tuyos
  • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)





  • You ain't ever gonna burn my heart out



    Image and video hosting by TinyPic

    viernes, 31 de octubre de 2014

    Salsa de tomate en 20 minutos

    salsa de tomate rápida



    Siempre estamos como el Conejo de Alicia en el País de las Maravillas, corre que te corre, no hay tiempo, no hay tiempo... he aquí una receta rápida para comer sano y barato. Porque comiendo en casa es garantía de ahorro y salud. Te lo digo yo, y no mi vecina del segundo.

    Por su parte, en cada casa se hace la salsa de tomate de una manera diferente, yo creo que cada vez que la hago cambio el procedimiento  y/o ingredientes. Aunque de hace algún tiempo la hago de la manera que ahora les explicaré. Me encantan las salsa de tomate, y es que con tan poco puedes hacer una maravilla de plato.

    No obstante, el ingrediente estrella, como no iba a ser menos, es el cariño, eso lo tendrás que poner de tu parte por mucha prisa que tengas.


    Tiempo: unos 20 minutos
    Coste: poco
    Dificultad: no hace falta ser Nicolás

    Ingredientes:

    - 1 kg. de tomates de la tierra, a poder ser
    - Media cebolla
    - Un trozo de puerro
    - Un diente o dos de ajo
    - Un trozo de zanahoria
    - Aceite de oliva extra virgen
    - Sal y pimienta
    *Opcional: un poco de vino blanco

    1) Si tienes picadora, mete la cebolla, el puerro, el diente de ajo, y la zanahoria pelada en ella y pica bien (eso hace que ahorres tiempo). Si no tienes, pica todo con el cuchillo. En una sartén con abundante aceite sofreímos lo picado y lo dejamos a fuego medio durante 10 minutos.

    2) Mientras se sofríe, lavamos bien los tomates, les quitamos el pedúnculo (ojo con la palabra), es decir, el "corazón", lo metemos en trozos en el vaso de la batidora, y batimos bien bien.

    3) Luego colamos ese zumo de tomate con un colador grande (para quitar la piel y las pepitas), y cuando esté listo el sofrito añadimos el vino y el tomate colado. Yo lo cuelo directamente encima de la sartén. Removemos bien, añadimos la sal y la pimienta a gusto y dejamos unos 10 minutos.

    4) Probamos y si está listo, apagamos. Podemos dejarlo así o bien pasarlo por la batidora. Yo quise usarlo así para la receta que publicaré el lunes.

    *Me gusta usar zanahoria y cebolla porque aporta dulzor, y eso contrarresta la acidez del tomate.

    Fácil ¿no?



    De todas maneras, esta receta es para salir del paso, que si bien está buena buena, la salsa de tomate con calma y tiempo sabe mejor.Ya me dices.

    Ah, no te olvides de:

    • Comentar lo que te apetezca
    • Compartir con los tuyos
    • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)



    El otro día vi un poco de un documental de Bob Marley. No puedo ver o leer biografía de la gente porque si no acabo cogiéndole algo así como cariño y me obsesiono con que quiero saber más de ellos. 
    ¿Soy la única a la que le pasa? 
    ¿Soy la única que tiene varias ordenes de alejamientos firmadas por famosos?




    A ser felices.


    Image and video hosting by TinyPic

    viernes, 17 de octubre de 2014

    Cómo cocer garbanzos y trucos para reducir los gases

    Foto vista Blacks going Vegan


    En la siguiente entrada les explico cómo cuezo los garbanzos, con pequeño trucos que nos harán disfrutar del auténtico sabor de ellos (y no la cosa esa que viene en bote), mientras obtenemos proteínas sanas y reducimos los molestos gases que puedan producir. 

    Y sí, he dicho GASES. No te rías porque todo el mundo los tiene, es algo muy humano, y quien diga lo contrario miente o bien es un fantasma al más puro estilo Bruce Willis. En caso de que seas de las personas que dicen "yo nunca me he tirado un peo", intenta recordar la última vez que te tocaron o hablaron mirándote a la cara, ¡Bruce Willis!.


    ¿QUÉ BENEFICIOS TIENE COMER GARBANZOS? 

    Los nutricionistas en general (no hablo de los vegetarianos) recomiendan reducir la ingesta de carne (pues al contrario de lo que se piensa, se abusa de ella lo que puede producir problemas de obesidad o cardíacos, entre otros) y aumentar el consumo de legumbres. He leído que se recomienda comer por los menos tres veces a la semana legumbres, si eres vegetariano no puedes saltártelo.

    ¿Por qué? Porque éstos proporcionan grosso modo proteínas, hidratos de carbonos y grasas saludables (como la omega 6), entre otras propiedades. En resumen los garbanzos son buenos para:

    • Controlar el colesterol y los trigliceridos, gracias a la lecitina.
    • Ayuda a prevenir o tratar ciertas enfermedades del higado, debido a la colina.
    • Ayuda a tener una buena salud del corazón y las arterias, gracias a la fibra.
    • Evita el estreñimiento, también gracias a la fibra.
    • Proporciona energía, gracias a las proteínas y a los hidratos de carbono.


    ¿Y QUÉ INCONVENIENTES TIENEN?

    El inconveniente ya lo sabemos. Algunas legumbres son más pesadas que otras y también depende de la estómago del persona.

    ¿Te ha pasado que comes un plato de legumbres y al rato sientes que te has tragado al mismísimo volcán Etna? Vale, a continuación te digo unos pequeños trucos para que eso no ocurra. Las legumbres son ultra necesarias, por favor, no dejes de comerlas ya que te hacen mucho bien.

    Entiendo que algunas personas sientan antipatía u odio por ellas. Es un tema delicado, ya que se han roto muchos matrimonios como consecuencia de meteorismos nocturnos, así que lee las siguientes pautas y salva tu matrimonio, familia, vida...



    ¿CÓMO CUEZO LOS GARBANZOS? 
    (APLICABLE A LAS LEGUMBRES EN GENERAL )
    1. Lo primero, los pongo en un colador grande y los lavo bajo el chorro de agua (sé que vienen lavadas, pero así me termino de asegurar y si veo algún garbanzo feo o verde lo retiro). Luego los dejo en remojo con abundante agua (ya que se agrandarán) desde por la tarde hasta el día siguiente dentro de la nevera. Con ello intento que no fermente.
    2. * Hay quiénes tras escurrir el agua del remojo, pela los garbanzos. Es un trabajo laborioso pero sí que es verdad que con ello retiras las sustancias que provocan gases. Hay personas que han desarrollado tanta paciencia que se han ganado un trayecto directo y una entrada al cielo
    3. Cuando los escurro los lavo un poco en el colador grande. Caliento abundante agua y cuando rompa a hervir meto los garbanzos y los dejo al fuego mega alto durante 10 minutos. Ello provoca que salga una espuma, la cual retiro con la ayuda de una cuchara (de madera).
    4. Pasados los 10 minutos, lo pongo a fuego bajo y añado laurel, comino, semillas de hinojo, perejil, cilantro y/o anís. Puedes echar cuanto te apetezca, se trata de añadir alimentos que ayudan a hacer más digestivos los garbanzos ( las legumbres en general). Lo dejo durante unos 50 -60 minutos o hasta que estén  blandos pero no pasados de tiempo. 
    5. No obstante, cuando quedan 10 minutos de cocción añado la sal. Se añade al final, pues si se echa al principio, hacen que se endurezcan los garbanzos y tarden bastante más en cocerse.

    Y ya. Les recomiendo que los hagan. Como requiere de tiempo, les propongo que hagan bastante cantidad un domingo (pon tú), apartas un poco para el domingo o el lunes para la receta que quieras, y el resto lo congelas si quieres en varios tupper para así sacar cuando quieras. 

    Buena fin de semana y no te olvides de:

    • Comentar lo que te apetezca
    • Compartir con los tuyos
    • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)


    No hay nada más bonito y tranquilizador que ser tú mismo.





    Image and video hosting by TinyPic

    lunes, 13 de octubre de 2014

    Chips de berenjena con miel de palma



    Siempre estamos buscando recetas fáciles  y sobre todo rápidas ¿verdad?. Pues aquí un claro ejemplo de receta rápida, fácil, vegana y gustosa. Un plato que se puede preparar como guarnición,  tapa original, tentempié... en fin puedes hacerlo para lo que quieras.

    Cada vez es más usual ver berenjenas con miel en los restaurantes, si bien, no hace falta salir fuera para degustar este manjar, fácil y encima barato.  

    Por otro lado, a pesar de denominarse miel de palma, éste sigue siendo un plato vegano ya que se trata realmente del sirope o savia obtenida de la palmera canaria. Es característico de la isla de la Gomera, y se obtiene como resultado de reducir esa savia (denominada guarapo) hasta convertirla en esa especie de miel.

    Además, posee más calcio, cobre, hierro, fósforo, magnesio, potasio, sodio y cinc que la propia miel, así que es interesante tener en casa un bote de miel de palma para endulzar de manera sana nuestros postres, yogur, frutos secos, infusiones...nuestra vida.


    Tiempo: unos 20 minutos
    Coste: poco
    Dificultad: paciencia cortando la berenjena

    Ingredientes:

    - Una berenjena (intentando que se recta)
    - Aceite de oliva
    - Miel de palma
    - Sal y pimienta

    1) Cortamos finamente la berenjena, con mandolina se podrá hacer más fino, pero si no, con cuchillo y paciencia. Ponemos las rodajas en un bol amplio con agua y sal y dejamos reposar unos 10-15 minutos. Esto se hace para que vaya perdiendo el amargor.

    2) Una vez lista, las sacamos del agua y las secamos con un paño limpio o papel de cocina. Hay que intentar quitarle la humedad.

    3) Momento de freír: con el aceite bien caliente vamos echando las rodajas una a una (mejor no saturar la sarten), estando atenta porque se hacen muy rápido. Cuando las saquemos las ponemos en un plato con papel absorbente. Las cambiamos a un bol y rematamos con la miel de palma por encima, sal y pimienta.

    Buena entrada de semana, no te olvides de:

    • Hoy es #LunesSinCarne
    • Comentar lo que te apetezca
    • Compartir con los tuyos
    • Seguirme en las redes sociales (no cuesta nada :)


    "El sistema te petó en la cara, justo cuando tú ingresabas"


    Image and video hosting by TinyPic

    viernes, 10 de octubre de 2014

    Gazpacho de tunos (de higo pico, higo chumbo)


    Aquí sigue haciendo algo de calor, y por tanto, una se debe refrescar con un plato frío, rico y completo como este gazpacho de tunos completamente vegano. Se hace en un momento y es más que fácil de hacer. Además de original, pues yo no había usado nunca el tuno para cocinar un primer plato.


    En Gran Canaria se le llama tuno al fruto de la tunera (de la familia de los cactus), si bien, en otros sitios como en Tenerife se le llama higo pico, en la península higo chumbo, higo de tuna, y un largo etc. Aquí es tuno de toda la vida.



    Yo creo que debe de ser la temporada porque estoy viendo en  las fruterías muchos tunos. Si bien, nuestra tierra se caracteriza por haber gran cantidad de tuneras por doquier, cuyos frutos al no ser recolectados terminan pudriéndose. Ya verán, algún día me equiparé con unos buenos guantes, alguna pinza, una bolsa chachi y me iré a cazar tunos por las montañas. Y no pararé hasta que me llamen la CazaTunos o la Niña Tuno (aún estoy pensando qué nombre tiene más tirón).






    El caso es que es una fruta muy beneficiosa para nuestros lindos cuerpos, según leo en Botanical y en Nutrición y Alimentación:


    1. Excelente fuente de antioxidantes, como la vitamina C, betacaronteno y tocoferol, eliminando los radicales libres de nuestro cuerpo.
    2. Tiene un contenido equilibrado de azúcares: fructosa, sacarosa, galactosa y glucosa, lo que lo hace apropiada para combatir las fatigas y ser de fácil digestión.
    3. Por lo visto, estudios han demostrado que tiene efecto hipoglucemientas, lo que lo hace beneficioso para regular el azúcar en sangre de aquellas personas que padecen diabetes tipo II.
    4. Aporta flavonoides, siendo adecuado para una correcta salud del corazón y de las arterias.
    5. Al ser bajo en grasas es ideal para personas con problemas de higado y que quieran adelgazar, ya que ayuda a eliminar toxinas.
    6. Elimina la acidez estomacal.
         *A pesar de que he leido que previene el estreñimiento, por su parte también he leido que                precisamente sus pepitas lo provocan. ¿Quién sabe de esto y me puede confirmar?



    Esta receta la he sacado de un libro que se llama Canaritapa, del chef Rogelio Quintero. La cosa fue que hace como 4 o 5 años vi este libro en la biblioteca y me maravilló. 

    Tiene unas recetas la mar de originales, mezclando productos y recetas típicas canarios, con la cocina innovadora. Además sus fotos son una delicia, te hace salivar nada más ver el plato (la bibliotecaria me miró mal al ver el libro todo babeado).

     Hace unas semanas volví a verlo en una bilioteca que tengo cerca de casa y no me pude resistir a volver a sacarlo. Sin embargo, tuve que devolverlo antes de apuntar los ingredientes y el procedimiento exacto, así que con lo que recordaba hice la receta. No quedó nada mal asunto.






    Tiempo: 15- 20 minutos + unas horas en la nevera
    Coste: ¡poquísimo!
    Dificultad: si te pones guantes, estaremos a salvo.

    Ingredientes:
    - 4 tomates maduros
    - 300 gr de tunos (usé los amarillos)
    - Un trozo de pimiento rojo
    - Un vaso de agua
    - 3 cuchardas de aceite de oliva
    - 1 ajo pequeño (sin el germen)
    - 1 de vinagre
    - Sal y pimienta

    *Antes de pelar los tunos, los dejamos en remojo un rato para que vaya soltando las púas sueltas. Quitamos el agua, y con unos guantes (pueden ser los tipicos de cocina o de latex) vamos pelándolos.

    1) Batimos bien los tomates con los tunos pelados y el pimiento hasta obtener una mezcla homogenea. Yo lo colé para quitar las pepitas del tomate  y de los tunos. Luego le añadí el ajo y el resto de ingredientes y batí un poco.

    2) Metemos en la nevera durante unas horas y listo para servir bien fresco.




    Este grupo lo he repetido mil veces ya en el blog. Pero es que es tan maravilloso que me tiene chiflada de fanatismo. 









    Image and video hosting by TinyPic

    Seguir es muy bonito